20 de mayo de 2024

BENEFICIOS

Niños hospitalizados más alegres con talleres de cocina en el Hospital Fricke

Los talleres constituyen una actividad lúdica que enseña buenos hábitos alimenticios y mejora la estadía de pacientes pediátricos.

BENEFICIOS.- Actividad lúdica enseña buenos hábitos alimenticios y mejora la estadía de pacientes pediátricos.

 

REGIÓN DE VALPARAÍSO, Viña del Mar.- Martina tiene 6 años y ya quiere ser nutricionista como las profesionales del área de pacientes inmunosuprimidos del Hospital Dr. Gustavo Fricke. No es para menos si le enseñan a preparar cosas ricas en el taller de alimentación saludable. “Prefiero ser nutricionista, para ser más amorosa con los niños”, dice contenta.

De acuerdo a la nutricionista clínica, Paulina Onfray, “el objetivo de estos talleres es poder mostrarle a los niños y a sus familias que podemos consumir alimentos ricos, agradables, sabrosos, muy atractivos a la vista, pero que igualmente sean saludables. Esto quiere decir que no tengan ingredientes que puedan tener alta densidad calórica o que también puedan llegar a contener microorganismos”.

 

Contafull

 

Así, galletas de avena y plátano, brownies con palta y cocadas son algunas de las preparaciones de este taller, que genera altas expectativas de los pequeños. Como lo explica Paulina, “tiene un significado tremendo, para ellos y para sus mamás: es sacarlos de la monotonía de la hospitalización, el día se acorta y también consumen un alimento que es atractivo porque ellos mismos están viendo las características del alimento. En el taller se les explica la característica nutricional del alimento y luego lo saborean, algo que ellos mismos prepararon y están llenos de felicidad ellos y también sus padres”.

La alimentación en el paciente pediátrico oncológico es parte del tratamiento, explica la nutricionista: “Durante la estadía hospitalaria muchas veces se puede llegar a asumir, se normaliza que el paciente no coma porque está recibiendo quimioterapia, pero esto es totalmente incorrecto. En el mundo pediátrico nosotros vemos como los pacientes con administración de quimioterapia pueden comer de igual forma si el alimento tiene algunas características.  Que el alimento sea atractivo, tenga cierta humedad, tenga buena calidad de nutrientes, esté libre de microorganismos, porque esto, como vuelvo a recalcar, es parte del tratamiento. La alimentación se constituye como un pilar fundamental para mantener el crecimiento y desarrollo durante la etapa pediátrica”.

 

 

COCINANDO CON ALEGRÍA

María Jesús, de 3 años, está orgullosa de sus nuevas habilidades culinarias: “Cocadas, con avena, con coco, sí, revolví”.  Igual que Martina, quien explica por qué sí se puede comer las cocadas que hizo con tanta concentración, aparte de convidarle a su mamá y a su abuelita: “Porque si uno hace las cosas, se las tiene que comer. No es para adorno.  Porque traen unas proteínas muy buenas”.

Su abuela, Julia Orellana, cuenta que su nieta está en el Hospital desde diciembre, y destaca que “yo estoy súper agradecida de la atención. Muy buena, bueno, bueno. Le sirve a los niños para salir de todos los días lo mismo. Y que les enseñen esto, ellos aprenden”. Por su parte, la mamá de Maximiliano, de 8 años, Cinthia Mancilla, complementa que “a Maxi le encantan mucho las clases de cocina, y aparte, ellos se despejan, despejan su mente. A uno también le sirve, porque igual es como estresante estar en un hospital. Y para los niños más”.

 

Fuente: Hospital Gustavo Fricke- SSQV 

 

TAMBIÉN TE AGRADARÍA LEER: Personal médico se actualizó en nutrición para personas con patologías complejas

 

 

¿Te gusto lo que leíste? comparte este contenido en tus redes sociales

Facebook
Twitter
LinkedIn
WhatsApp

Noticias Relacionadas